Estas aquí
Inicio > La vida > Tiempo | Un lenguaje sin fronteras

Tiempo | Un lenguaje sin fronteras

tiempo time turner

En la entrevista de esta semana, Yenny comentó frases acerca del tiempo, lo cual fue mi señal para nadar un poco en esas aguas.

Hablar del tiempo es algo subjetivo, no por la definición pero por la interpretación y aplicación del mismo a nuestras vidas. Para no complicar tanto el post lo dividiré en las tres ramas principales que nos han enseñado desde el colegio: pasado, presente y futuro.

“El ayer es historia, mañana es un misterio, pero el hoy es un regalo. Por eso se llama presente.” -Oogway (Kung Fu Panda)

  • Pasado:

Para mi el tiempo pasado es aprendizaje y recuerdos, es la base de la persona que se es hoy. Aprendizaje por que en el viven todos nuestros actos exitosos, los errores, los inicios y finales, todos esos puntos que si se trazan nos llevan determinadamente al hoy. Son recuerdos porque en ellos están todas las personas, momentos, emociones que hemos experimentado a lo largo de nuestro camino. Es la base del hoy porque y recordando a la entrevista y al genio de Jobs, todos esas convergencias que han ocurrido y las decisiones que hemos hecho son las variables que nos traen al presente, claro hay unas cuantas cosas en el pasado que van mas allá de nuestro alcance pero a eso, como me he expresado anteriormente lo conocemos como la vida misma. Al pasado hay que saber leerlo y sacarle las ideas importantes, ya que se vuelve peligroso cuando una persona se encierra tanto en su comodidad y calor que se olvida de vivir.

Tengo una metáfora que me inventé para explicar el porque no hace bien estar enfrascados con personas del pasado, que comparto para entender el mal que hace divagar ahí:

Imagina que estas manejando un coche en la ciudad, cuando de pronto sientes como se cierran tus ojos y cuando los abres la vista que tienes es la reversa. Ya no puedes ver a donde vas o donde estas, solo puedes ver lo que vas dejando o haciendo en el camino. En ese momento tienes dos opciones dejar de manejar o volver a cerrar los ojos y poner todo tu pensamiento y sentimiento para que cuando los abras tu vista vuelva a estar al frente. 

  • Presente: 

Como la frase del Maestro Oogway, para mi el presente es un regalo, es el tiempo en el que vives, te emocionas, haces y deshaces, decides, construyes, empiezas, terminas, es el tiempo en el que todo pasa. Es muy fuerte pensar que lo único que vives es el presente, ya que comprendes la responsabilidad que llevas como dueño de ti mismo. Todo lo que eres hoy es un resultado del pasado, pero aquí es cuando tienes la oportunidad de seguir en el camino que llevas o de saltar a otro (y eso se vale en todos aspectos: pareja, persona, trabajo, estilo y calidad de vida, etc).

Recuerdo que mi padre alguna vez me comentaba que la vida de una persona se medía con marcadores, es decir momentos y experiencias que la persona decide que son lo importante en la etapa en la que vive. Por ejemplo (y muy de paradigmas) cuando se es adolescente se tiende a tener de marcadores los momentos que vives con tus amigos: fiestas, viajes, aventuras, relaciones entre otros; cuando se es adulto los marcadores son el trabajo, viajes, familia, hijos; y cuando se es viejo se habla de los eventos importantes en familia o en compañía como cumpleaños, bodas, éxitos de los hijos, etc.

Todo esto muestra como a lo largo de la vida vamos teniendo diferentes perspectivas del presente cuando se es adolescente piensas que tienes todo el tiempo del mundo, el adulto ve como se le va el tiempo de las manos y el viejo sólo contempla el tiempo y espera continuar recibiéndolo.

Teniendo una mayor perspectiva del presente se puede aceptar que no somos dueños del tiempo y que no tenemos todo el tiempo del mundo, solo tenemos el hoy.

  • Futuro: 

Personalmente es en lo que más creo, para personas idealistas y soñadoras como yo, el futuro es una fuente de adrenalina que nos incita a estar en constante evolución en el presente. Es incierto y por lo mismo crea inseguridades. Creo fielmente que el futuro debe de ser sólo (en una escala del 10%) el 20% de lo que hagamos en el presente, pero que debe ser el 100% que nos impulse a definir nuestro presente. Una cosa es pensar y concentrarse en la incertidumbre, que es cuando se vuelve un hoyo negro al que solo saltas y tienes que imaginar que pasa, y otra es pensar en la meta final, en el como te ves estando en ese futuro, porque de esa manera todas las decisiones que se hagan hoy se verán muy pequeñas y fáciles comparadas con ese sueño grande y retador.

Es como el cuento sufi de las estrellas de mar -aquí un extracto-:

Una mañana mientras paseaba a orillas del océano vio a lo lejos una figura que se movía de manera extraña como si estuviera bailando. Al acercarse vio que era un muchacho que se dedicaba a coger estrellas de mar de la orilla y lanzarlas otra vez al mar.

El hombre le preguntó al joven que estaba haciendo. Este le contestó:

– “Recojo las estrellas de mar que han quedado varadas y las devuelvo al mar; la marea ha bajado demasiado y muchas morirán”.

Dijo entonces el escritor:

-” Pero esto que haces no tiene sentido, primero es su destino, morirán y serán alimento para otros animales y además hay miles de estrellas en esta playa, nunca tendrás tiempo de salvarlas a todas”.

 El joven miró fijamente al escritor, cogió una estrella de mar de la arena, la lanzó con fuerza por encima de las olas y exclamó ” para ésta… sí tiene sentido”.

Creo que nunca me había percatado que hay tantas frases en el tema del tiempo. Tal vez porque al estar reflexionando sobre él nos damos cuenta de su presencia y de la importancia que tiene en la vida, porque al final el tiempo y según la definición que aporta la RAE es:

La magnitud física que permite ordenar la secuencia de los sucesos, estableciendo un pasado, un presente y un futuro.

Es decir, es lo único que social y culturalmente es aceptado en todo el mundo como un mismo lenguaje, lo que concluye en ser lo único medible (a la percepción humana) que nos une a todos y que nos hace ser un todo.

Si quieres compartir algo interesante:
Top